El uso terapeútico del extracto de Caléndula es origniario del antiguo Egipto y posteriormente empezó a usarse en Europa. Existen muchas variedades de la planta, una de las más comunes es la variedad marigold. Es un antiséptico natural y agente anti-inflamatorio. Se trata de una de las mejores hierbas para tratar heridas, abrasiones de la piel e infecciones.

Los ungüentos hechos de esta planta son calmantes para las heridas, qumaduras solares, hematomas y todo tipo de problemas de la piel ya que favorece la regeneración celular. También previene la infección por estafilococos, y tiene propiedades astringentes, anti-bacterianas, anti-virales, anti-fúngicas, anti-inflamatorias, anti-espasmódicas y estimula el sistema inmunológico.

Sus propiedades calmantes y astringentes la hacen perfecta para mascarillas, tónicos, geles, after-shave y cualquier otro producto cuya finalidad sea la de calmar la piel dañada o inflamada.

Especificaciones del extracto de Caléndula

  • líquido ligero y no viscoso de color ambar
  • olor característico de la planta
  • soluble en agua
  • almacenar convenientemente sellado y protegido de la humedad
  • tiene una caducidad de unos dos años convenientemente almacenado

Guía de uso del extracto de Caléndula

  • añadir en la fase acuos
  • Concentraciones del 3.0 al 10.0%